Sostenibilidad

Pasta de dientes para niños: evita esto

Pasta de dientes para niños

Durante una época me obsesionó buscar pasta de dientes para niños y adultos que estuviera libre de flúor y microplásticos. Y a ser posible ¡que no viniera envasado en plástico! Hice mis propias pastas de dientes y le di a probar a mis chicos. Esta idea de mamá, chocó mucho con ellos a razón de su sensibilidad.

Limón tardó mucho tiempo en usar pasta. Solo quería agua, lo cual no era un problema en sus primeros años de vida. Además, necesita cepillarse muy suave y que el sabor no sea fuerte o desagradable. Con las niñas era más fácil pero la resistencia lógica era que mis tarritos hechos en casa no tenían dibujos ni eran de color rosa y olor a chicle.

Sé que la competición comercial es horrorosa pero me apetecía mucho que Salva, de la tienda ecológica Ecoplatea, nos hablara de alternativas y sobre todo, de aquello que debemos evitar. No solo el qué, sino POR QUÉ.

Pastas de dientes para niños hechas en casa

Antes de darle la palabra a Salva, quería contestar a una pregunta que me hicisteis hace tiempo sobre qué usamos en casa. Y tenía especial interés en contaros qué cosas naturales he probado conmigo y con los niños en lugar de pastas de dientes comerciales:

  • Hice un par de recetas de pasta de dientes casera. Una de ellas se enmoheció bastante rápido a razón del agua. Otra contenía principalmente aceite de coco. Acabé descartando esta última porque el aceite de coco no se debe tirar por el lavabo sino a la papelera (se solidifica con el frío). Así que lo de escupir a la papelera acabó por desmotivarme y era una responsabilidad que no podía dar a los pequeños.
  • También probé una pasta de agua con arcilla blanca de uso interno. Esta arcilla es esencial en mi casa porque nos sirve para picaduras, quemaduras, candidiasis, rojeces, y durante bastante tiempo, como pasta de dientes. Es una solución que me gusta bastante y que uso cuando me quedo sin pasta. Los niños la probaron pero no les gustó demasiado la consistencia de polvo humedecido (la mezcla, que se hace al momento, parece barro blanco). Si no lo has probado, te animo.
  • Durante bastante tiempo también me cepillé los dientes con jabón neutro. Sí, lo has oído bien, jabón. Tiene que ser un jabón que no tenga glicerina (el mío es este). Ya sabes lo que hacen los champús comerciales con tu pelo: crean una capa de silicona que no deja trabajar a las grasas naturales de tu cabello. Igual ocurre con las pastas de dientes: crean una capa que no deja que el esmalte se restituya. Esta opción me gusta, pero a los niños… en fin, sigue sin oler a chuches. (Si te quedas sin pasta un día o te vas de finde minimalista, con tu jabón sólido lo tienes casi todo hecho).

Te dejo con Salva para que tomes apuntes:

¿Qué hacer para tener los dientes limpios?

Los dientes despeñan una función muy importante para nuestro organismo. Gracias a la masticación, preparamos los alimentos que ingerimos para poder ser digeridos.

Para protegerlos contamos con el esmalte dental, la sustancia más dura de todo nuestro cuerpo. Nuestra saliva será quien proteja las encías y el resto de la cavidad bucal, gracias a un sistema inmune fuerte.

Un exceso de azucares en nuestra alimentación, los restos de alimentos y ciertos ingredientes usados en dentífricos o enjuagues pueden dañar dichas protecciones. Además, pueden originar inflamaciones, caries y enfermedades bucales.

Por ello, una buena higiene dental diaria y la elección de productos adecuados que no contengan ingredientes perjudiciales para la salud de tu pequeño, es fundamental para mantener sus dientes y encías saludables. Así como para prevenir el desarrollo de la mayoría de las patologías bucales y de otras patologías no bucales.

En este post, nos vamos a centrar sobre los ingredientes empleados en las pastas de dientes para niños. Ya que, las encías y el resto de la boca presentan un alta capacidad absorbente. Cualquier sustancia que entra en contacto con ellas encuentra un fácil acceso hacia el torrente sanguíneo, desde donde se distribuye a todo su organismo.

Has de tener en cuenta que el dentífrico es un producto que tu hijo va a usar a lo largo de toda su vida, unas 3 veces al día. Por ello, es importante elegir uno que cumpla su función, al mismo tiempo que no ponga en riesgo su salud.

 

Ingredientes a evitar en las pastas de dientes para niños:

 

  • Triclosán. Es uno de los mejores ejemplos sobre ingredientes a evitar y que legalmente se pueden encontrar en los dentífricos. El triclosán se considera un disruptor endocrino que promueve el crecimiento de células de cáncer de mama. La legislación europea permite usarlo en concentraciones máximas del 0,3% del total del producto en dentífricos, ya que en dichas concentraciones se considera “seguro” para la salud. Sin embargo, un estudio realizado por un equipo de químicos ambientales de la Universidad de Massachussets reveló que esta sustancia se acumulaba en las cerdas de los cepillos de dientes, llegando a alcanzar concentraciones que superaban en hasta 12,5 veces la dosis diaria habitual a la que nos expondríamos al usar un dentífrico que contuviera dicho ingrediente. La polémica con este ingrediente ha llevado a alguna de las marcas de dentífricos convencionales más usadas a prescindir de él en sus productos.
  • Microperlas (Polyethylene): ¿Te suenan las pastas dentales granuladas? Algunas de ellas están elaboradas con microbolitas de plástico. Estas pueden quedar atrapadas bajo las encías y favorecer el desarrollo de gingivitis. Por ello, una de las mayores marcas internacionales de productos cosméticos convencionales dejó de usarlas desde el 2016.
  • Sabores y colorantes artificiales. Algunos derivados del petróleo y otros compuestos químicos relacionados con reacciones alérgicas, cambios en el comportamiento e incluso cáncer.
  • Carragenano/Carragenina (Carrageenan). ¡Mucho ojo con este ingrediente! Algunas marcas lo utilizan como reclamo de producto natural debido a que procede de las algas. Pero el proceso productivo usado para obtenerlo le hace perder todo su carácter “natural”. Así, la Agencia Internacional de Investigación Sobre el Cáncer lo cataloga como carcinógeno.
  • Fluoruro: Ampliamente utilizado por una gran cantidad de marcas de pastas dentales. La ingestión prolongada de grandes cantidades puede afectar a los huesos. Los niños están especialmente en riesgo debido a los efectos adversos de una alta exposición.

Ingredientes saludables para una pasta de dientes para infantil:

 

  • Aceite de oliva extra virgen: Gracias a su alto contenido en minerales y proteínas recupera, nutre y protege.
  • Caléndula: Rica en carotenoides, flavonoides y aceites que ayudan a bajar la inflamación y estimulan la producción de tejido nuevo. Propiedades curativas, además de presentar un efecto protector y fortalecedor.
  • Salvia y manzanilla: Excelentes antisépticos y antiinflamatorios, ayudando a prevenir la gingivitis.

 

Algunas pastas usadas en casa:

En casa empezamos a instalar cepillos de dientes de bambú que a los niños les encantaron. ¡Pero no quiero engañar a nadie! También les siguen encantando los fantásticos de colores así que no en todos los cambios consigo que opten por el de madera. En cuanto a pasta de dientes, actualmente tenemos la de Di Oleo con caléndula que, aunque enfocada a niños, también uso yo para las encías sensibles. Viene en cristal, el olor y el sabor es muy suave y los ingredientes son de excepción. Hemos probado más marcas y esta es la que va ganando en textura y sabor.

 

Y tú ¿qué pasta de dientes para niños usas?

 

 

¿Quieres tener acceso a contenido adicional? Mis suscriptores privados reciben un texto una vez al mes.

3 comentarios sobre “Pasta de dientes para niños: evita esto

  1. Pero la asociación de odontopediatria española aconseja el uso de pasta d dientes fluorada desde la aparición d la primera pieza dental. La verdad q tengo bastante cacao, los pediatras t dicen q hasta los 3 años cepillando sin pasta… Y luego a mí también m gustaría una alternativa sin plástico ni químicos, pero entiendo q el flúor es el mejor aliado contra la caries aplicado d manera correcta. Tengo entendido q en EEUU el agua potable está ya fluorada

    1. Un estudio realizado por una universidad alemana determino que la capa supuestamente benéfica que se genera sobre los dientes gracias al uso del fluoruro es de solo de seis nanómetros de grosor. Al ser una capa tan ultradelgada los científicos dudan de su beneficio de protección del diente, ya que dicha capa se elimina solo con masticar .

      Otro estudio realizado en la Universidad de Texas reveló que la pasta dental que contenía extracto de teobromina (sustancia natural del cacao) reparaba mejor los dientes y remineralizado la dentina más que la pasta con fluoruro

      Por otro lado la pasta dental con fluoruro en muchos casos es la única fuente de consumo de fluoruro en niños, siendo un factor de riesgo de fluorosis dental deformante. Ya que los niños tragan gran cantidad de la pasta dental que utilizan en su higiene bucal diaria. Así hay datos que demuestran que no es algo descabellado que los niños ingieran más fluoruro de la pasta dental del que se recomienda como ingesta diaria de todas las fuentes.

      Salva y yo solo exponemos información para que al final vosotr@s tengáis las herramientas necesarias para elegir la opción que consideréis mejor para vuestra salud y la de vuestra familia.

      1. Claro!!! Yo agradezco mucho la información q ofrecéis. Otro tema es la disparidad de criterios científicos, pero q al menos cunda el rigor y así podremos ser conscientes d los riesgos o beneficios q obtenemos con cada opción en la crianza. Gracias x la respuesta, conocía el riesgo de fluorosis y lo q no sabía es lo de la teobromina

Deja un comentario