Altas Capacidades·Entrevistas

Altas capacidades y amistad con Maque Salcedo

Cuando hablamos de altas capacidades y amistad, hablamos de diferencias significativas tanto en la elección de los amigos como en lo que supone el concepto de ser amigos. Para el niño dotado puede existir una madurez que implique reciprocidad, lealtad u otras respuestas que no se están viendo replicadas en sus compañeros de clase.

Porque, he aquí la clave de la cuestión, seguimos empeñados en que el niño dotado encuentre sus amistades en su grupo de edad. ¿Pero qué pasa cuando su cabeza no discurre al nivel cronológico de su cuerpo? ¿Qué pasa con estos cerebros asincrónicos y sus amistades?

Hoy charlamos con Maque Salcedo, experta en altas capacidades y creadora de educapassion, un gabinete de asesoramiento familiar enfocado a las altas capacidades intelectuales.

Altas capacidades y amistad ¿O mejor llamarlos compañeros?

En el video Maque, que además es docente en un instituto, nos apunta algo muy importante: tal vez tengamos que usar palabras más ajustadas con nuestros niños dotados. E invitarlos a esperar COMPAÑEROS y no necesariamente AMIGOS en su grupo etario.

En esta media hora abordamos la importancia de no forzar a ampliar su grupo de amigos si no es el deseo del niño. De hecho, esto se vuelve especialmente importante en casos de doble excepcionalidad donde, enfocarnos en las capacidades sociales en exceso, nos hace perder de vista sus talentos y fortalezas en otro área.

Algunos temas abordados en esta charla con Maque:

  • Es posible que el niño de alta capacidad se aburra con las conversaciones y juegos de los niños de su edad. Podrá buscar adultos o alumnos mayores e incluso niños menores, donde será líder.
  • Las niñas pueden verse empujadas a disimular sus competencias por un fuerte sentido de pertenencia. Puede que elijan la compañía de los chicos en tanto a que el humor puede asimilarse más en la adolescencia (ironías, sarcasmo) y se evitan temas poco apetecibles para ellas.
  • El hecho de no lograr hacer amigos o perder amistades ya establecidas puede ser una bandera roja para que los padres se planteen una doble excepcionalidad: que además de su alta capacidad, exista un diagnóstico comórbido.
  • Pese a la creencia estereotipada, los niños de alta capacidad son como grupo muy amistosos, creativos y líderes.
  • Eso sí, a los más introvertidos, puede costarles entrar en el grupo o abrirse.

 

¡Lo que no significa que no vaya a hacer amigos nunca!

Te animo a acompañarnos en este ratito de charla con ejemplos prácticos tanto de consulta como de vida familiar.

¿Cómo llevas la amistad en el caso de tu hijo o hija? ¿Y cómo ha sido tu experiencia propia?

Encuentras a Maque en:
[mc4wp_form id='2449']

Deja un comentario